BLOG

Decoración

¿Cómo lograr una decoración minimalista?

¿Necesitas asesoramiento?

¡Cuenta con nosotros!

En Socías y Rosselló te ayudamos a inspirarte y te asesoramos para que hagas de tu hogar un espacio único

La decoración minimalista tiene muchos suscriptores. Los interioristas logran diseñar espacios minimalistas que proyectan elegancia y modernidad.

Atrévete con este estilo tan en auge con los consejos que promueven los expertos.

1. ‘Menos es más’ la premisa indispensable para el minimalismo

Si algo escucharás mucho en este estilo de decoración, es que todos hablan de este concepto en la decoración minimalista. Si te gusta llenar de muebles y complementos tu casa, pásate a otro estilo porque el minimalismo no es para ti.

La decoración minimalista se basa en la simpleza, no en el ‘vacío’. Lo fundamental es reducir el ambiente de elementos que no son indispensables, utilizando pocos muebles y complementos y dejando solo aquellos que son necesarios. Estos elementos tendrán que ser sencillos y equilibrados, pero no por ello aburridos.

2. La simpleza de los colores

Para empezar, ten en cuenta los colores. Elige los tonos suaves, neutros y monocromáticos, como el blanco, gris, beige, negro, que son los más referentes de este estilo. Para dar un resaltar algún rincón o elemento en especial puedes dar un impacto con algún color intenso, como unos cojines azul marino sobre un sofá blanco. También puedes cambiar las texturas de los elementos, en lugar de cambiar un color, a la hora de sobresaltar una zona. Elige texturas discretas.

3. La función del mobiliario

Cuando vayas a elegir los muebles, piensa en su funcionalidad. Si quieres puedes emplear muebles que tengan la particularidad de tener varios usos.

En cuanto al estilo de los muebles, las líneas rectas son las más utilizadas, con un aspecto moderno y de colores claros. Combina formas geométricas en distintas partes del mobiliario, pero sin descuidar el equilibrio del conjunto y, por lógicamente, sin recargar el espacio.

El objetivo es crear un ambiente diáfano, dando la sensación de espacioso a la vez de elegante, pero simple y moderno.

4. La iluminación aporta su minimalismo

Elegir la luminaria correcta en una decoración minimalista es sumamente importante ya que, una mala elección puede estropear el estilo que habías conseguido con el resto de la decoración. Una luminaria minimalista tendrá la capacidad de cerrar el conjunto dando equilibrio al ambiente.

Tanto si adquieres lámparas de techo, de pie, apliques de pared o de mesa, deberás elegir diseños que se adapten a este concepto de decoración. Y será tarea fácil porque en las tiendas especializadas encontrarás una gran colección de lámparas. Podrás decidirte entre muchas opciones, de estilos vanguardistas, de formas geométricas, esculturales y todas funcionales que, además, incorporan las últimas tecnologías en ahorro energético sin perder su elegancia.

5. Adornos sí, pero pocos

Para los complementos de la casa, tendrás que prescindir de grandes y coloridos cuadros. Una litografía de arte minimalista de colores combinables con el resto del ambiente son una buena opción.

Los adornos no deben ser muchos y los que coloques no deben restan protagonismo al resto de elementos de la estancia. Puedes colocar elementos duplicados como dos jarrones iguales en color y forma, dos mesillas iguales de distinta estatura colocadas conjuntamente, etc. Puedes incorporar alguna planta en una maceta o en algún jarrón, este estilo no lo descarta.

Piensa que la decoración debe ser muy sutil, que no debe resaltar demasiado. Visualmente, todo debe formar un conjunto.

6. Minimalismo en baños y cocinas

El minimalismo no se limita a la decoración en salones o dormitorios, también se estila en baños y cocinas. Siempre priorizando los espacios diáfanos y con los elementos solamente necesarios, se pueden crear espacios minimalistas en baños y cocinas. Una gran ventaja de este estilo es que te será más sencilla la limpieza ya que no hay cosas de por medio.

En una cocina la funcionalidad es esencial, por lo tanto, deberás tener en cuenta este detalle a la hora de diseñarla. Sin elementos a la vista, la cocina se diseña para que todo esté en su lugar, bien organizado.

Los colores claros envuelven el lugar y la vez dan sensación de amplitud. Paredes blancas, muebles sin manetas y de líneas rectas, electrodomésticos escondidos en los muebles, son algunos de los ejemplos de decoración en las cocinas minimalistas. Una encimera en color negro puede darle un toque de impacto y una tira de luces led escondidas en el mueble por encima de ella iluminándola, resaltará la zona de trabajo de tu cocina.

Para los baños, los sanitarios colgantes son una buena opción en la decoración minimalista ya que aportan la sensación de amplitud al no tener contacto con el suelo y, además, facilitan la limpieza. Un plato de ducha con una mampara de cristal te dará el toque de elegancia y armonizará perfectamente con el resto del conjunto. Un espejo para la zona del lavabo que incorpore una luz led te dará mucha visibilidad en ese rincón que tan importante es para tu aseo personal, principalmente por las mañanas.

Si has decidido que la decoración minimalista es el estilo que quieres darle a tu casa, puedes acercarte a nuestra tienda donde podrás asesorarte con nuestros profesionales y conocer nuestro catálogo decoración.